miércoles, 10 de julio de 2013

Sobrevive a un despido

No cabe duda de que perder nuestro empleo es una de las situaciones más traumáticas por las que podemos pasar. Los trabajadores afectados tienen entonces que comenzar a reorganizar sus vidas y a lidiar con todo tipo de emociones encontradas.
 
 Pero un despido laboral también puede ser señal de renovación, pues puede marcar el inicio de una nueva etapa de éxito y prosperidad en nuestras vidas.
 

Asumir que te han despedido te puede llevar varios días. “Durante este tiempo es normal experimentar una cierta sensación de fracaso”. Cuanto antes afrontes tu nueva situación, antes te pondrás a buscar un nuevo empleo.
 
Lo peor que puedes hacer es desesperarte. “Hay que detener los pensamientos negativos del tipo ‘soy un fracasado" o "no sirvo para nada". No conducen a la meta final, que debe ser encontrar un nuevo trabajo.
 
En el peor de los casos, el pesimismo puede provocar cuadros ansiedad y estrés muy aparatosos: pérdida de autoestima, sentimientos de impotencia, de vergüenza, de culpa, etc.
 
Lo mejor que puedes hacer es “plantearte una serie de metas para cada día y pensar de forma positiva”.
 
- ¿Qué quieres hacer ahora?.
 
- ¿Cuáles son tus recursos?.
 
 Aprovéchate de los programas de orientación laboral. “Son gratuitos, ofrecen asesoramiento para la búsqueda de empleo y sirven para entrar en contacto con más gente que está en la misma situación”.
 

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario