¿Qué datos refleja nuestro informe de vida laboral?


Anualmente, el Ministerio de Empleo y Seguridad Social nos remite nuestro informe de vida laboral. Con objeto de aclarar algunos conceptos que pueden resultar confusos, la propia web del Ministerio nos facilita en su web el siguiente esquema aclaratorio.


Siguiendo las referencias numéricas de la foto superior, se desglosan los siguientes apartados:
 
 
 

1. Nos encontramos ante un documento de carácter oficial

Emite este informe la Tesorería General de la Seguridad Social, entidad de la Seguridad Social dentro del ministerio de Trabajo y Seguridad Social. Los logotipos oficiales le otorgan el valor. Se trata de un informe absolutamente gratuito por lo que debemos desechar cualquier intento de cobro por su emisión. 

2. Nos informa de los datos disponibles en la Seguridad Social

El informe refleja nuestra situación laboral real con exactitud, pero es posible que, en algún caso, aparezcan situaciones erróneas o no reflejen situaciones ocurridas hace muchos años cuando no existían las bases de datos informáticas.

En este caso, el procedimiento a seguir consiste en presentar una reclamación de datos (aportando, en caso posible, la información de la que dispongamos).

3. El tercer apartado refleja el tipo de Régimen

La Seguridad Social se estructura en regímenes. El trabajo por cuenta ajena se incluye en el régimen general.

4. Empresa y las situaciones asimiladas al Alta

Explica el concepto por el que ha cotizado a la Seguridad Social. En primer lugar, puede ser una empresa, identificada con un número que es el Código de Cuenta de Cotización. Si es usted mismo, como autónomo, figurará la clave de la provincia en la que se dio de alta. Además aparecen otras situaciones llamadas asimiladas al alta en las que usted ha cotizado. Es el caso de la prestación por desempleo (donde usted cotiza por una parte), las vacaciones retribuidas y no disfrutadas, el convenio especial, etc.

5. El día en que empezó la situación y el día que tiene efectos

La fecha de alta es la fecha en que usted empieza a cotizar por una situación; cuando le dan de alta en una empresa, por ejemplo. Suele coincidir con la fecha de efectos, aunque a veces puede variar. Las altas en la Seguridad Social deben ser previas o simultáneas al momento en que se producen. Si se presentan con posterioridad surten efectos (en orden a causar derechos en la Seguridad Social) en el momento de la presentación. Sólo en casos muy concretos es posible rectificar la fecha de efectos.

6. Fecha de baja = final de la situación laboral

La baja es la baja laboral o en una situación asimilada claro; no una baja por enfermedad. Determina cuando finaliza una situación y se deja de cotizar por ella. Hay hasta seis días de plazo para presentar una baja que ya se ha producido. Si la baja no se ha producido, el recuadro mostrara unas rayas discontinuas, que indican que la situación no se ha cerrado y prosigue.

7. El tipo de contrato de trabajo

C.T. es la clave que identifica a efectos de la gestión de la Seguridad Social, la modalidad del contrato de trabajo. Identifica un contrato indefinido a tiempo completo por ejemplo (clave 100), o un contrato a tiempo parcial (clave 200).

8. Por si ha trabajado a tiempo parcial…

C.T.P. % identifica el coeficiente de parcialidad sobre la jornada habitual en una empresa o reflejado en un convenio. Si la jornada normal es de ocho horas y usted ha estado trabajando cuatro horas diarias, reflejará un coeficiente del 50%. Esto es importante a la hora de computar los días totales trabajados puesto que aquí el trabajador cotiza un día por cada dos trabajados (o en la proporción que corresponda respecto a la parcialidad).

9. Sus grupos de cotización.

Existen tramos o categorías profesionales asociadas a los trabajos. La columna G.C. los identifica, y van del 01 al 11. 01 corresponde a ingenieros y licenciados; 10 a peones y 11 a menores de 18 años.

10. ¿Son realmente esos días?

La suma de todas las situaciones determina el total de días cotizados a la Seguridad Social desde el inicio de su vida laboral hasta la fecha en que se emite el informe. Puede que no le casen los números. Normalmente se debe –además del trabajo a tiempo parcial ya mencionado- a que usted ha atravesado una situación de pluriempleo o de pluriactividad. Pluriempleo es cuando usted trabaja en más de una empresa simultáneamente. Sólo le computarán un día entero trabajado, aunque en el mismo día trabaje en más de un sitio. Es decir, no puede cotizar dos días por cada día trabajado aunque sea en sitios diferentes. Lo mismo sucede en el caso de la pluriactividad, que se refiere al alta simultánea en dos o más regímenes de la Seguridad Social (por cuenta ajena en el general y por cuenta propia en el de autónomos, por ejemplo).



Fuente: Ministerio de Empleo y Seguridad Social

Comentarios

Entradas populares de este blog

Consejos para activar tu inscripción en la Bolsa de Empleo del SALUD

¿Dónde puedo encontrar trabajo en las fiestas del Pilar?

Cuidado: Un contrato mercantil No es un contrato de trabajo