jueves, 25 de mayo de 2017

Motivación y confianza en la búsqueda de empleo

La pérdida de empleo o la dificultad para encontrarlo afecta a todos los aspectos de nuestra vida (económico, familiar, social, emocional)  y nos coloca en una situación de desequilibrio personal y profesional.

En Inaem Orienta, hoy queremos abordar una cuestión fundamental, la ACTITUD en la búsqueda de empleo, que influye en gran medida en el propio proceso y en sus resultados, y que tiene mucho que ver con la orientación profesional y la empleabilidad.


CAMBIAR DE ACTITUD PARA MEJORAR LA EMPLEABILIDAD: ¿QUÉ NOS MOTIVA EN LA BÚSQUEDA DE EMPLEO?


OK, actitud positivaDesánimo, pensamientos negativos sobre las posibilidades de encontrar trabajo, rechazo hacia los empleadores, falta de confianza, tanto en nuestras propias capacidades y recursos, como en los servicios y medios de búsqueda públicos o privados, son habituales entre quienes se encuentran en situación de desempleo de forma inesperada y/o durante un periodo prolongado, así como entre los colectivos con especiales dificultades para acceder al mercado laboral.

Sin embargo, las conductas o actitudes poco positivas no van a ayudarnos, por lo que es necesario modificar estos pensamientos y sentimientos, para poder afrontar con mayor éxito el acceso al trabajo o la reincorporación al mismo.

La motivación es el conjunto de factores, internos o externos, que determinan en parte las acciones de una persona, lo que le impulsa a actuar, y la confianza es la creencia en algo o en alguien y a la seguridad en uno mismo y en sus propias posibilidades y capacidades.

Motivar no significa animar, la motivación es un concepto más complejo en el que intervienen varios elementos: conductas (qué hacemos para buscar trabajo), pensamientos (nuestros objetivos, metas o aspiraciones en relación al empleo, valores, confianza y autoestima) y sentimientos (cómo nos sentimos al enfrentarnos a la difícil tarea de buscar empleo).

En relación a la búsqueda de empleo, son muchas y variadas las motivaciones, tanto externas (cubrir necesidades, seguridad, comodidad,…) como internas (responsabilidad, satisfacción, autorrealización,...). La necesidad es el factor de motivación más poderoso; en muchas ocasiones, las circunstancias familiares y económicas en las que nos sitúa el desempleo nos sirven de motivación para la propia búsqueda.

Para afrontar ese difícil proceso, de duración incierta, es importante fortalecer la confianza y la motivación, potenciando las competencias personales y adoptando una actitud positiva que nos permita aprender y poner en marcha acciones concretas para conseguirlo.



10 CONSEJOS PARA TRABAJAR LA AUTOMOTIVACIÓN Y LA CONFIANZA


  1. Análisis, reflexión, autoconocimiento sobre nuestras habilidades personales y profesionales.
  2. Ser perseverante y paciente.
  3. Aprender a controlar y gestionar emociones y sentimientos. Mejorar nuestra inteligencia emocional.
  4. Ser realista, planificar objetivos pequeños y concretos. Felicitarse por los éxitos.
  5. No rendirse. Centrarse en lo que cada persona es y puede hacer, paso a paso.
  6. Afrontar la nueva situación, aprender de las experiencias y/o errores, no victimizar, no sentirse culpable.
  7. Reclamar la ayuda de servicios de orientación y asesoramiento especializados para conocer y practicar diferentes técnicas.
  8. Conocer recursos de búsqueda de empleo, “abrirnos puertas”: el conocimiento nos aportará más confianza y seguridad, además de aumentar nuestras posibilidades y alternativas en el mercado de trabajo. Formarnos e informarnos.
  9. No quedarse quietos, ACTUAR. No basta con querer.
  10. Adquirir y mantener buenos hábitos (horarios, participación en actividades, relaciones sociales)


¿CÓMO PUEDEN AYUDARME LOS SERVICIOS PÚBLICOS DE EMPLEO?



Toma de decisionesDentro de las funciones de orientación profesional que desarrollan los servicios públicos de empleo, la normativa de empleo (europea y nacional) contempla como parte fundamental el tratamiento individualizado y especializado a las personas en situación de desempleo para mejorar su empleabilidad, tal y como se contempla en varios artículos de la actual Ley de Empleo.

A partir de una tutoría individualizada inicial, se podrán establecer, en función de las circunstancias y necesidades de cada usuario, cuáles son las acciones que más van a ayudarle en su proceso de búsqueda de empleo (información, análisis de competencias, técnicas de búsqueda de empleo, por ejemplo), entre las que destacan las que se centran en los aspectos PERSONALES, que es esencial trabajar en profundidad, como hemos visto.


En Aragón, el INAEM, a través de los servicios de orientación profesional, prevé diferentes acciones:

  • Acciones de orientación profesional para el empleo, entre las que se encuentran las acciones D.A.P.O. (desarrollo de aspectos personales para la ocupación), talleres grupales para trabajar el autoconocimiento, la mejora de la autoestima, confianza y automotivación, mediante diversas técnicas, y para aprender a planificar las acciones de búsqueda.
  • En las actuaciones de asistencia para el autoempleo, las acciones  colectivas I.N.M.A. (información y motivación para el autoempleo) tienen como objetivo motivar a personas en desempleo hacia el emprendimiento, con la puesta en marcha de su propia empresa para acceder de nuevo al mercado de trabajo.

Se puede consultar toda la información y requisitos sobre estas acciones en la página del INAEM, así como los datos estadísticos de participación en las acciones, a través de las memorias anuales, sin olvidar que los distintos programas específicos de inserción para determinados colectivos llevados a cabo por los servicios públicos o entidades colaboradoras trabajan también aspectos de actitud y personales claves para el empleo.



Grupo con actitud positiva



Como hemos visto, en la búsqueda de trabajo intervienen múltiples variables. Trabajar aquellas que dependan en mayor o menor medida de cada persona (formación, participación en acciones específicas, habilidades,…) y adoptar una actitud flexible y positiva (inteligencia emocional, confianza, motivación), nos llevará a tomar decisiones y emprender acciones más útiles y eficientes para intentar conseguir nuestro objetivo de empleo.


(Fuentes: INAEM, Inaem Orienta)


No hay comentarios:

Publicar un comentario