jueves, 13 de marzo de 2014

“¿Por qué quieres trabajar?”: La motivación laboral en los procesos de selección

¿Por qué quieres trabajar?” es una pregunta que se suele plantar con frecuencia a los candidatos que participan en algún proceso de selección para cualquier puesto de trabajo y que, en ocasiones suele provocar una reacción de cierta perplejidad, cuando no indignación, en los candidatos a quienes se les ha planteado: “¡Cómo que por qué quiero trabajar! ¡Con la que está cayendo!”.

Sin embargo, muchos candidatos no son conscientes de lo que se pretende con esa pregunta no es provocar al candidato sino comprobar su motivación hacia el puesto de trabajo al que está optando. Esto es, la pregunta no debe interpretarse literalmente como “¿Por qué quieres trabajar?” sino “¿Por qué quieres trabajar en este puesto?” o “¿Por qué quieres trabajar en esta empresa?

 

La pregunta no es baladí pues un aspecto esencial a la hora de seleccionar a un candidato para un puesto de trabajo, aparte de los conocimientos que posee acerca del puesto y de su experiencia en él, es su motivación hacia el puesto de trabajo. Y saber eso es importante porque es sabido que, cuando alguien trabaja en algo que le gusta, suele rendir más.

En definitiva, de lo que se trata es de averiguar tres cuestiones:

1) ¿Cuáles son los motivos por los cuales el candidato ha optado al puesto? ¿Es porque realmente le gusta el puesto en sí o por otros motivos (no encuentra trabajo de su profesión, necesidad económica, etc.)?

2) ¿Está interesado en el puesto y en la empresa?

3) ¿Tiene ganas de trabajar en ese puesto?

Ante la primera cuestión, el candidato debe explicar, de una forma razonada, por qué ha optado al puesto y no basta aducir necesidades económicas o coyunturales. Hay que explicar qué es lo que nos atrae del puesto en sí, de las funciones que implica, por qué nos gusta, en suma. Lo mejor es relacionar el puesto y sus funciones con nuestras características personales y profesionales y hacer ver al entrevistador que ambos aspectos se encuentran en sintonía.

 

En la segunda cuestión, debemos hacerle ver al entrevistador que estamos realmente interesados tanto en el puesto como en la empresa y ello puede lograrse de dos maneras muy simples. Una forma de mostrar interés por el puesto es hacerle al entrevistador preguntas acerca del mismo. Interpelarle acerca de las características del puesto, pedirle que amplíe información acerca de algunas de las funciones a desempeñar, preguntarle por los horarios y el lugar de trabajo, etc. Recordemos que cuando vamos a una entrevista como candidatos no acudimos simplemente para ser interrogados. Nosotros también podemos preguntar y es bueno que lo hagamos (siempre y cuando las preguntas sean sensatas) pues de esa forma manifestamos interés.

En cuanto a la empresa, la forma de manifestar interés es habiéndonos informado antes acerca de ella (de su actividad, sus productos, sus clientes, su difusión, etc.) por ejemplo a través de su página web, si la tiene, y haciéndole ver al entrevistador a lo largo de la entrevista que conocemos esa información, por ejemplo, si nos pregunta en algún momento qué conocemos acerca de la empresa, por qué queremos trabajar en ella o por qué preferiríamos trabajar en ella antes que en cualquier otra empresa del mismo sector.

Por lo que respecta al último punto, al de las ganas de trabajar, no basta con el hecho de haber acudido a la entrevista para demostrar nuestra buena disposición. Además debemos mostrar en todo momento una actitud de escucha activa, atenta ante lo que nos dicen o nos preguntan; que nuestro lenguaje corporal indique esa receptividad y, sobre todo, mostrarnos disponibles y abiertos a la negociación.

En INAEM Orienta encontrarás cuestionarios que te ayudarán conocerte mejor y a planificar y organizar correctamente la búsqueda de empleo.


De esta forma podremos demostrar al entrevistador que realmente queremos trabajar en ese puesto y no simplemente que lo necesitamos.

Más información sobre la entrevista de trabajo y los procesos de selección en INAEM Orienta.
 
Siguenos en Facebook y Twitter

No hay comentarios:

Publicar un comentario