¿Joven y sin experiencia?. ¡Curriculum por competencias!

Más de alguna persona menor de treinta años, recién titulada o todavía cursando sus estudios, se habrá encontrado en la tesitura de tener que elaborar un curriculum para acceder a su primer empleo pero... ¿cómo hacer un curriculum cuando no se dispone de experiencia laboral o profesional? ¿qué hacer para que un curriculum no quede vacío?.

La clave no está en poner en qué se ha trabajado sino en dejar que el curriculum hable por nosotros explicando en qué podemos trabajar y para ello la herramienta ideal es el curriculum por competencias.

jóvenes en el parque
Podríamos definir competencia como el conjunto de conocimientos, capacidades, habilidades y actitudes que son necesarias para el desempeño de un determinado trabajo o tarea.

Así pues, el curriculum por competencias permite reflejar todas las competencias adquiridas así como los logros alcanzados a través de la vida académica y que nos pueden servir para optar a un puesto de trabajo.


El problema está cuando la persona que tiene que elaborar dicho curriculum no es consciente de las competencias que posee a pesar de que las tiene. Saber cómo hacer un curriculum por competencias es muy importante ya que es muy posible que nos puedan pedir un curriculum vitae incluso para otros aspectos que no tienen que ver con el trabajo.

Para explicarlo nada mejor que recurrir a un ejemplo práctico y que podamos extrapolar a otras situaciones:

Inés una joven de 18 años que acaba de terminar el bachillerato y quiere cursar un Grado universitario en otra localidad. Inés pide plaza en un Colegio Mayor donde las plazas son limitadas y donde, como parte del proceso de selección y aspecto a valorar, se le pide que haga un curriculum.

Inés acude a un servicio de orientación en busca de ayuda. ¿Cómo hacer un curriculum si ella no ha trabajado nunca, si no ha hecho otra cosa que estudiar? Desde el servicio de orientación tienen claro que su mejor opción es el curriculum por competencias pero para ello, habrá que sacar a la luz esas competencias que ella misma desconoce que posee. Para ello, en uno de los apartados del curriculum se hará constar qué actividades ha realizado a través de su vida estudiantil y qué competencias ha adquirido mediante esas actividades.


Con todo ello lograremos, no sólo "llenar" nuestro curriculum sino dar una imagen mucho más clara de quiénes somos y qué es lo que podemos hacer.

Si todavía no lo tienes bastante claro, puedes encontrar un ejemplo de curriculum por competencias  haciendo click aquí.

Puedes leer más sobre el currículum por competencias en:


Ahora sólo te queda hacer el tuyo y ¡suerte!

Comentarios

Entradas populares de este blog

Causas, efectos y cifras de la brecha digital

10 Buenas prácticas empresariales para el personal

Tarjeta del paro suspendida: ¿Qué hago?